EL JURADO RESOLVIÓ LOS PREMIOS CIENTÍFICOS 2018 COMO SIGUE:

PREMIO  AL MEJOR TRABAJO CIENTÍFICO 2018 EN EL ÁREA: AVANCES EN NEUROLOGÍA. Se otorga al trabajo: “Neural glycoprotein M6a is released in extracellular vesicles and modulated by chronic stressors in blood”, (La glicoproteína neuronal M6a es liberada en vesículas extracelulares y modulada por estresores crónicos en sangre),   de MONTELEONE, MELISA CAROLINA; BILLI, SILVIA CRISTINA;  BROCCO, MARCELA ADRIANA;  Y FRASCH,  ALBERTO CARLOS; INSTITUCIÓN: Instituto de Investigaciones Biotecnológicas IIB-UNSAM-CONICET; por su relevancia para los desórdenes mentales de depresión y de ansiedad. Uno de los agentes causales de estos desórdenes es el estrés crónico. Surge la necesidad de validar marcadores específicos para detectar el estrés y las patologías asociadas. La glicoproteína neuronal de membrana M6a se expresa abundantemente en el cerebro. El trabajo analiza la función de la proteína M6a y demuestra que esta puede ser cuantificada en muestras de sangre periférica. M6a puede ser detectada en fluidos periféricos y  sus niveles pueden ser indicativos del nivel de estrés del individuo, para proceder al tratamiento adecuado.

PREMIO CIENTÍFICO EN EL ÁEREA: AVANCES EN INVESTIGACIONES CLÍNICAS EN CHAGAS u OTRAS ENFERMEDADES NO SUFICIENTEMENTE ATENDIDAS.  Se resuelve otorgar este Premio en forma compartida a dos trabajos bien distintos pero muy útiles ante el avance de la enfermedad de Chagas que constituye un problema sanitario de gran magnitud, debido a su alta prevalencia, morbilidad y mortalidad ahora también en los centros urbanos como consecuencia de la migración hacia los mismos. El trabajo premiado en primer lugar es “TRAENA. TRATAMIENTO  CON BENZNIDAZOL EN PACIENTES ADULTOS CON ENFERMEDAD  DE CHAGAS CRÓNICA. Un ensayo clínico  aleatorizado, doble ciego, en  Fase 3”;  del  INSTITUTO NACIONAL DE PARASITOLOGÍA “DR. MARIO FATALA CHABEN¨ / ANLIS DR. CARLOS G. MALBRAN”;  de los investigadores: Adelina R Riarte,  Nilda G Prado,  Ana María De Rissio, Elsa  B Velázquez, Juan Carlos Ramírez, Yolanda Hernández Vázquez, Gonzalo  Tomás, Stella Maris López, Marisa Fernández, Miriam Martín García, Mónica I Esteva, Angel J Sinagra,  Concepción A. Luna, Lucía Hernández, Marta Quaglino, Alejandro G Schijman y Andrés Mariano Ruiz. TRAENA (Tratamiento  en  Adultos), el  primer Estudio Clínico a doble ciego  se realizó  en pacientes adultos con la enfermedad de Chagas (ECh)   crónica Se inició en 1999 con el  objeto  de evaluar   si  el  BZN (® Radanil  Lab. Roche) a la dosis de 5mg/kg/d/60  días era capaz de  inhibir la progresión clínica  de pacientes adultos  con ECh  en  general de bajo  riesgo,   y  si  nuevos métodos serológicos y  parasitológicos podían  ser  predictores de ese  potencial efecto clínico.  La población seleccionada correspondió a pacientes urbanos con ECh crónica  residentes  en la Ciudad de Buenos Aires y   Gran  Buenos Aires,  la mayoría  de los cuales habían nacido en áreas endémicas  de Argentina, Bolivia y Paraguay. El seguimiento después de 12 años de esfuerzos e investigaciones determinó que   en general en una población de bajo riesgo clínico  el  BENZNIDAZOL  a la dosis de 5mg/kg/d/60 d mostró un claro efecto tripanocida pero sin  impacto  clínico  sobre la morbimortalidad. EL nivel  global de progresión clínica en esta población  urbana fue bajo (1,86/100 personas/año),  lo  que apoya la hipótesis que una disminución en el  nivel  de progresión clínica puede ocurrir en la ECh urbana. Se destaca la metodología utilizada, la inversión, el tiempo  y los esfuerzos científicos que requiere la investigación clínica de medicamentos

El otro trabajo premiado es: “LA MUERTE SÚBITA ES INFRECUENTE EN LA FORMA INDETERMINADA DE LA ENFERMEDAD DE CHAGAS: UNA REVISIÓN SISTEMÁTICA”, de Julián González, Juan P. Ortiz Fragola, Gabriela Barri, Malena Lillo, Francisco Azzato, bajo la dirección del Profesor José Milei; Instituto de Investigaciones Cardiológicas, "Prof. Dr. Alberto C. Taquini"- Facultad de Medicina, UBA, (ININCA)-CONICET. Es importante tener en cuenta que la mayoría de los pacientes permanecen en la forma indeterminada de la enfermedad de Chagas por décadas, sin manifestar ningún síntoma ni signo de su afección. A pesar de ello, hay quienes sostienen que la forma indeterminada conlleva un aumento del riesgo de padecer muerte súbita. El meta-análisis del estudio premiado concluye que la muerte súbita es infrecuente en la forma indeterminada. Estos pacientes tienen el mismo riesgo que la población general y por lo tanto se les debe permitir que lleven una vida normal. Es necesario, sin embargo, el control periódico, ya que si el paciente progresa a la forma cardíaca crónica el riesgo de muerte aumenta notablemente”.